Hacer un Del Bosque o Bosquear

En este país que nos encanta inventar cosas deberíamos aplicar una nueva expresión y hasta un nuevo verbo, “hacer un Del Bosque o Bosquear”. La definición sería algo así como estar en un lugar con una responsabilidad y no enterarte de nada. Vamos, un poco lo de Del Bosque en este mundial. Lleva unos amigos como si se fuera de cañas, olvida a aquellos que se han esforzado y encima dice que no entiende qué ha pasado. La verdad es que ni se entiende él solito.

Vamos ni que fuera empresario y tuviera que pagar 45 días por año trabajado a los no convocados. Pero claro, Del Bosque no entiende de empresas ni de resultados. Como dice, él sólo sabe de fútbol. Y el fútbol ya no es lo que era. Y como no es lo que era queda claro que un fracaso como el del mundial sólo tiene una salida, la inmediata dimisión. Uno puede parecer buena persona, y hasta serlo, pero ni las empresas las deben gestionar buenas personas ni la selección es un nido de amigos. Uno y otro deben estar primero al mando de buenos profesionales. Luego ser buenas personas. Fracasar como se ha fracasado no tiene salida.

La verdad es que en este país de chiringuito seguir con Del Bosque sería como mantener a Rato en Bankia. Supuestamente nos ha engañado a todos explicando cosas que no son, supuestamente ha colocado a sus amigos, y supuestamente cuando ha tenido que definir la táctica se ha llevado una gran hostia. Si nadie duda que Rato no debería haber seguido en Bankia, ¿por qué debemos mantener a Del Bosque?

Y para acabar un aplauso, el más grande, a David Villa, el mejor delantero de la selección en su historia. No lo digo sólo yo, un ferviente admirador del asturiano, lo dicen sus números. Un recuerdo en un final amargo gracias al seleccionador. Parece que Del Bosque era el único que no se enteró que era su último partido, y lo cambio por motivos tácticos. ¡Hay que joderse! Hasta en eso dio alas al “bosqueo” el seleccionador. Ya saben desde ahora cuando su hijo, pareja, amigo, jefe o trabajador no se entere de nada dígale que por favor “no haga un Del Bosque”. Este país necesita gente responsable, no ausentes al mando.

Share Button
Esta entrada fue publicada en Diario Gol y etiquetada , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.